febrero 2, 2023

Cólera en Haití y RD, a trece años del primer contagio tras el terremoto


Al despertar aquel martes 12 de enero de 2010, los habitantes de Haití nunca imaginaron que estaban a pocas horas de sufrir una de las peores tragedias registradas a nivel mundial.

Justo a las 16 horas y 53 minutos de ese día, un sismo de siete grados en la escala de Richter estremeció el suroeste de Puerto Príncipe, capital de la nación, dejando a su paso más de 300 mil muertos entre las edificaciones destruidas, 350 mil heridos y más de un millón y medio de personas sin hogar.

Terremoto en Haití, año 2010. Fuente externa

Para entonces, los sobrevivientes de la catástrofe se enfrentaron al dolor de la perdida de sus familiares y bienes materiales, la presencia y el hedor de los cadáveres que permanecían en las ruinas, el hacinamiento que vivían dentro de las carpas improvisadas en las que eran refugiados, entre otras precarias condiciones que mantuvieron en vilo a toda la población haitiana y el mundo.

A días de la devastadora sacudida, se hizo presente el auxilio de países latinoamericanos y europeos, además de organismos internaciones, entre ellos la República Dominicana, los Estados Unidos, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Cruz Roja Internacional, que enviaron a la nación caribeña a cientos de voluntarios para la búsqueda de sobrevivientes, personal de asistencia médica para los heridos, así como donaciones de alimentos y dinero, entre otras ayudas humanitarias.

una nueva amenaza

Como si fuera poco la situación de aquellos que a duras penas quedaron con vida tras el colapso que provocó el sismo, meses más tarde una nueva amenaza llegó a Haití: el cólera.

El brote de diarrea y vómito asociado a la presencia del agente etiológico Vibrio Cholerae 01 (cólera) se detectó en la población haitiana en octubre de 2010, luego de más de cien años de que la isla La Española estuviera libre de la mortal enfermedad. Su propagación infectó a más de 780 mil personas, además de provocar unas 10 mil muertes.

Se presume que el origen de la enfermedad en el territorio haitiano se debió en la filtración de residuos fecales al río Artibonite por parte de miembros de Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití (Minustah), que contagió con la bacteria a cientos de familias en el centro del país.

Tiempo después, la Organización de las Naciones Unidas asumió la responsabilidad en la transmisión del cólera por las acciones de los cascos azules nepalíes y pidió perdón al pueblo haitiano.

«Naciones Unidas lamenta profundamente la pérdida en vidas y el sufrimiento causados por el brote de cólera en Haití. No hicimos lo suficiente sobre el brote y su propagación”, expresó en nombre de la organización el entonces secretario general, Ban Ki-moon, durante su discurso presentado ante la Asamblea General de la ONU del 1 de diciembre del 2016.

Reaparición del cólera en Haití

La epidemia del cólera en Haití logró erradicarse totalmente en el 2019. Sin embargo, luego de tres años este mal reapareció al confirmarse un caso de la enfermedad en el barrio Savanne Pistache-Decayette, Puerto Príncipe, en octubre de 2022.

A casi cuatro meses del nuevo contagio, el cólera ha causado la muerte de 496 personas en Haití, según el más reciente reporte del Ministerio de Salud y Población (MSPP).

Pacientes atendidos por síntomas de cólera. Fuente externa

De acuerdo con los datos citados, 21,407 personas están hospitalizadas con síntomas de cólera. Mientras, se tienen registros de unos 25,182 casos sospechosos.

La edad media de los hospitalizados es de 19 años, y el grupo más afectado son los niños de 1 a 4 años, con 374 casos confirmados por más de 3,000 casos sospechosos.

“Se necesitan acciones urgentes para salvar vidas, controlar la morbilidad por cólera en los focos activos y limitar la propagación de la enfermedad” ha dicho la Organización Panamericana de la Salud (OPS) al momento de realizar un llamado urgente a donaciones para dar respuesta a la situación del cólera en Haití e incluso la República Dominicana.

De acuerdo con el organismo, se requiere un financiamiento de US$16,809,000 para apoyar las acciones de ayuda sanitaria en ambos países durante los primeros 12 meses de la respuesta, que abarcan hasta septiembre de 2023.

Cólera en la República Dominicana  

Debido a su cercanía con Haití, la población de la República Dominicana no ha quedado exenta en el contagio del cólera en ninguna de las dos ocasiones en que la enfermedad ha azotado la vecina nación.

Un mes después de su primera aparición en territorio haitiano, la nación dominicana confirmó el primer caso de cólera en un paciente residente en el municipio de Higüey, provincia La Altagracia, luego de que este volviera de Haití.

Durante los siguientes dos años (2010-2012) fueron notificadas más de 400 defunciones producto de la enfermedad y cerca de 28,000 casos.

La epidemia que se había eliminado en el país fue catalogada como de baja intensidad pues solo afectó al 0.2% de la población total.

Provincias según tasa de ataque al primer año de la epidemia de cólera en
República Dominicana (2010). Fuente: Plan de eliminación contra el cólera RD, enero 2013

Nueva aparición

No obstante, en la actualidad también ha reaparecido la enfermedad en República Dominicana, donde las autoridades de salud ya han confirmado a la fecha 25 casos de personas contagiadas con la bacteria, al tiempo que esperan por los resultados de una prueba para confirmar o descartar la primera muerte por cólera luego de su reaparición. 

Los recientes casos de cólera en el país han sido detectados en el sector La Zurza, San Carlos y Villas Agrícolas del Distrito Nacional, además del sector Villa Liberación ubicado en Santo Domingo Este.

En tanto, el Ministerio de Salud Pública informó que en los próximos días serán recibidas un total de 85 mil vacunas contra el cólera, a través del fondo rotatorio de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), para utilizarlas en las zonas que tienen mayor posibilidad de presentar casos de la enfermedad, como una de las medidas para disminuir sus afecciones y propagación.

Al igual que Haití y República Dominicana, otros países que han sido afectados por desastres climáticos y otras crisis están sufriendo un número sin precedentes de brotes de cólera, mientras las vacunas se han vuelto «extremadamente escasas», según advirtió la Organización Mundial de la Salud (OMS).



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *