Largas jornadas de trabajo y una atmósfera hostil son sólo algunas de las críticas que se acumulan día tras día contra Elon Musk desde que comprara Twitter a finales de octubre. Ahora se suman las de parte de su personal de limpieza despedido sin indemnización a unas semanas de Navidad.

«Solo puedo decir que no tengo dinero para pagar el alquiler», afirma a la BBC el mexicano Julio Alvarado que hasta esta semana se encargaba de limpiar la sede de Twitter en San Francisco. «No voy a tener seguro médico. No sé qué voy a hacer».

Alvarado trabajaba allí desde hacía 10 años y señala que el ambiente siempre fue agradable. Sin embargo, esto cambió con la llegada de Musk.

«La gente trabajaba sin preocupaciones», indica. «Ahora tenemos miedo», denuncia, al mismo tiempo que señala que desde la venta de Twitter era escoltado por personal de seguridad mientras limpiaba partes de las oficinas y que incluso le llegaron a decir que los robots sustituirían en un futuro al personal de limpieza.

Julio Alvarado
Julio Alvarado mantiene a su familia en México, algo que ahora no sabe cómo va a hacer.

En este marco, un senador del estado de California denunció que Musk estaba tratando a los antiguos empleados «como basura»y que los limpiadores habían recibido un trato «horrible».

 «A corto plazo, me gustaría verle (a Elon Musk) tratar a sus limpiadores como seres humanos», dijo a la BBC Scott Wiener, «y que vuelvan a trabajar, no que los echen justo antes de Navidad», agregó el senador.

Mientras, el fiscal de San Francisco, David Chiu, declaró que está investigando si Musk infringió la ley con estos despidos. Twitter no ha respondido a una solicitud de comentarios de la BBC.

«Elon Musk ha tenido un largo historial de desacato a las leyes laborales», comentó Chiu a la BBC. «Aunque no me sorprende lo ocurrido, lo siento por estos trabajadores. Investigaremos esto más a fondo», agregó.

Los limpiadores despedidos del sindicato de Twitter se manifiestan en la sede central
Los limpiadores despedidos del sindicato de Twitter se manifiestan en la sede central.

Junto con Alvarado, la BBC habló con otros tres trabajadores hispanohablantes del personal de limpieza de Twitter. Todos preocupados por cómo seguir adelante ya que en estos momentos hay pocas vacantes de limpieza disponibles en San Francisco.

Los limpiadores estuvieron trabajando en Twitter la semana pasada hasta que les comunicaron que sus puestos estaban amenazados.

Olga Miranda, presidenta del sindicato de limpiadores, explicó que organizaron una huelga el lunes para protestar. A continuación, les comunicaron su despido inmediato.

«Lo hicieron tres semanas antes de Navidad. Creo que nos despidieron porque somos un sindicato», declaró.

Adrianna Villarreal, que trabajó para Twitter durante cuatro años, no sabe cómo va a alimentar a su familia en Navidad.

«Es algo triste y frustrante para nuestras familias y nuestros hijos», afirmó.

Mientras, Juana Laura Chavero Ramírez, que trabajó cinco años en Twitter, es diabética y le preocupa no poder conseguir su medicación. «Es horrible», declaró.

Estas no son las únicas críticas contra Musk desde que asumiera el control de Twitter y anunciara a sus trabajadores que tendrían que trabajar «muchas horas a alta intensidad».

La BBC recibió fotos de unas oficinas de Twitter transformadas en dormitorios y de sofás reconvertidos en camas, algo que las autoridades de San Francisco están investigando como una posible violación del código del edificio.

Dos sofás con sábanas en una oficina
Una de las fotos recibidas por la BBC.

«Ahora les obliga (a los trabajadores) a dormir en Twitter», declaró el miércoles a la BBC el senador Scott Wiener.

«Está claro que no le importa la gente. No le importa la gente que trabaja para él», agregó.

No sólo se alojan los trabajadores en las oficinas, también el propio Musk.

Un extrabajador dijo que el nuevo jefe de Twitter se ha alojado en la sede desde que compró la empresa.

En un tuit ahora borrado, Musk dijo que trabajaría y dormiría en la oficina «hasta que se arregle la organización».

Una sala de conferencias convertida en dormitorio en la sede de Twitter en San Francisco
Una sala de conferencias convertida en dormitorio en la sede de Twitter en San Francisco

Forbes publicó la historia de los «tristes dormitorios de la sala de conferencias de la sede de la empresa recientemente despoblada», señalando que se trataba de una aparente mejora de la improvisada disposición de sacos de dormir en el suelo publicada en Twitter por un empleado.

Las habitaciones, según Bloomberg, también servirían para alojar al personal de Tesla y de otras empresas propiedad de Musk que trabajan en Twitter, «algunos de los cuales viajan a Twitter para asistir a reuniones de trabajo», según dijeron las fuentes a la publicación.

Un funcionario del Departamento de Inspección de Edificios declaró a la cadena estadounidense CBS News: «Tenemos que asegurarnos de que el edificio se utiliza como está previsto».

En una respuesta a un periodista en Twitter sobre este particular, Musk publicó que la ciudad debería dar prioridad a proteger a los niños de las consecuencias del consumo de drogas opiáceas.

En mayo de 2020, antes de la adquisición por parte de Musk, Twitter dijo a sus empleados que podrían trabajar desde casa «para siempre» si así lo deseaban porque sus medidas de trabajo remoto durante los cierres de covid habían sido un éxito.

El mes pasado, Musk puso fin a esta medida.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *