Yeva Skalietska, de 12 aos, escribe un libro para explicar el impacto en su vida de la guerra de Ucrania


Actualizado

Todo “el mundo conoce la palabra guerra” y, “sin embargo, muy pocas personas comprenden lo que realmente significa”

Destrucci
Destruccin en Ucrania por la guerra.EFE

Con solo 12 aos, la ucraniana Yeva Skalietska ha escrito un libro, ‘No sabes lo que es la guerra‘, un diario escrito a modo de desahogo ntimo para explicar el impacto en la vida cotidiana y la dureza de una realidad que, afortunadamente, muchos solo ven por televisin.

“Cuando las bombas brillan junto a tu ventana y ves cmo los aviones las lanzan desde el cielo, no hay duda posible: eso es la guerra”. “Cuando tu casa es destruida, tu escuela lleva semanas sin clases y pasas los das en un bunker, no queda ms opcin: sabes que tienes que partir y decirle adis a tu vida”, narra en su diario.

Porque todo “el mundo conoce la palabra guerra” y, “sin embargo, muy pocas personas comprenden lo que realmente significa. Podras decir que es horrible y aterradora, pero no sabes la verdadera magnitud del dolor que conlleva (…). Hasta que has estado ah, no sabes lo que es”.

As reflexiona Yeva en el prlogo del libro, editado por Destino y traducido a varios idiomas ya que ella lo escribi en ruso.

El cumpleaos

En sus primeras pginas, la obra muestra la vida feliz de esta nia con su abuela Irina. Las dos vivan tranquilas en una bonita casa en la ciudad de Jrkov (cerca de la frontera con Rusia), y, por aquel entonces estaba pletrica: acababa de cumplir 12 aos y las celebraciones con familiares y amigos se sucedan.

El libro describe tambin la vida diaria de su joven autora: Las clases de piano, los paseos con su abuela, las visitas de su madre desde Turqua, los juegos con sus amigas, las tardes en la bolera y las noches dibujando. Todo aquello que era su cotidianidad y que el 24 de febrero de 2022 desapareci para siempre.

A partir de ah, Yeva se da cuenta de la destruccin de su casa, de su escuela y de su ciudad. Descubre que ese temor latente, “del que todo el mundo hablaba desde haca tiempo, pero siempre sin tomarlo realmente en serio“, se haba hecho realidad. La invasin rusa haba empezado. “Eso era la guerra. No haba duda”.

Segn explica a Servimedia, “tomamos la decisin de dejar Ucrania porque no nos quedaba otra”. “Nuestro apartamento haba sido arrasado y no tenamos dnde vivir. A todos nuestros familiares les haba pasado lo mismo, y no se poda alquilar nada”.

La oportunidad se la dieron desde el canal 4 de Noticias de Reino Unido, cuyos reporteros se haban trasladado a Jrkov para cubrir las primeras semanas del conflicto blico .

“Nos decidimos por Irlanda porque se habla ingls, que es una lengua que yo estudio”, aclara la menor, y porque se “mostraba acogedora con los refugiados de Ucrania”.

As pues, Yeva dej atrs primos, amigos, tos y profesores y muchos seres queridos. Se despidi de sus paseos por el centro de su ciudad, de sus bosques, de sus bonitos edificios ya destruidos, de su escuela, del conservatorio , de la pista de patinaje y de la bolera. A cambio, tambin le dio la espalda los ataques de pnico, a la angustia en el bunker, a las pesadillas, al miedo y a la incertidumbre que le perseguan desde que las primeras bombas cayeron.

En fin, dijo adis a la vida que haba conocido y a la guerra que acababa de conocer y, junto a su abuela, puso rumbo a un pas extrao, del que ignoraba todo, pero del que esperaba lo mejor.

Volver a empezar

Segn confiesa en su diario, lo que ms les importaba era “la seguridad” que Dubln les ofreca”. Una vez all, “tuvimos una muy buena acogida”, agrega. “He vuelto a ir a la escuela, a tocar el piano, a dibujar y a tener amigos”, comenta feliz.

A su juicio, “la vida aqu es fcil y el pas nos ha dado una gran oportunidad”. Por supuesto, desea volver a “casa”, y as se recoge tambin en su diario. Ahora bien, ella querra regresar a la Ucrania que conoci.

“Me encantara volver a mi casa, a mi antigua escuela y con mis amigos de siempre”, declara , y “pasear sin miedo por las calles de mi ciudad, bajo un cielo en paz”.

Yeva quiere recuperar todo eso que las bombas le arrebataron y cuya prdida, a sus ojos, define lo que es la guerra.

Estar con la familia; jugar con los amigos; disfrutar de la msica; dibujar; ir a la escuela; pasear bajo un cielo en calma, vivir sin miedo.

El libro est escrito con una mirada limpia e inocente, pero no puede ser ms claro en sus conclusiones.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *