La OTAN aborda la presin rusa en el Este y los Balcanes y el desafo chino


Actualizado

Los ministros de la Alianza abordarn la semana que viene en Bucarest la seguridad en los cielos y cmo evitar repetir con Pekn la dependencia de regmenes autoritarios

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.
El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.AFP

Rusia es el adversario, el enemigo ms claro y el principal riesgo para la Defensa y la seguridad colectiva, pero slo a corto y medio plazo. En rival de fondo, a largo plazo y con implicaciones mucho mayores, es China. As lo ve sin duda alguna Estados Unidos y as lo empiezan a asumir cada vez ms miembros de la OTAN. Est claro en los documentos de trabajo, las charlas informales, las estrategias e incluso en el Concepto Estratgico que fue aprobado el pasado mes de julio en Madrid. Todava son ms las palabras buenas que las malas, segn pasa el tiempo los intereses de ambos bloques se vuelven ms distantes y contrarios.

La prxima semana, los ministros de Exteriores de la Alianza Atlntica se vern en Bucarest para abordar la situacin en Ucrania, la campaa militar, la ayuda a Kiev y la violencia rusa. “El presidente Putin est fracasando en Ucrania y est respondiendo con ms brutalidad. Oleadas de ataques deliberados con misiles contra ciudades e infraestructura civil para privar a los ucranianos de calor, luz y comida. Todos estamos pagando un precio por la guerra de Rusia, pero el precio que pagamos nosotros es en dinero, mientras que el precio que pagan los ucranianos es en sangre. Si dejamos que Putin gane, todos pagaremos un precio mucho ms alto durante muchos aos”, record este viernes el secretario general de la Alianza.

Los ministros reiterarn su compromiso y tendern la mano a Georgia, Bosnia y Moldavia, que tiene frontera con Rumana. Pases llamados socios en riesgo y que, segn afirm Stoltenberg, “estn haciendo frente a la presin rusa de muchas maneras diferentes. Tomaremos medidas adicionales para ayudarlos a proteger su independencia y fortalecer su capacidad para defenderse”, afirm el noruego.

Pero dos son los temas, uno en la agenda y otro inevitable, que acaparan atencin. El primero, la seguridad de los cielos europeos. El misil que mat a dos ciudadanos polacos junto a la frontera ucraniana preocupa y mucho. Alemania se ha ofrecido a enviar bateras de misiles Patriot a Polonia, precisamente para interceptar posibles amenazas. Todos saben que es imposible eliminar el riesgo, y aunque el mando militar de la Alianza cree que los recursos existentes son suficientes, que no hace falta aumentar las capacidades, los socios del flanco Este presionan para ms despliegues.

Preocupacin por China

La segunda cuestin es la de China. Est en la mesa, pues se debe aprobar un informe, el primero desde el Concepto Estratgico, la hoja de ruta de la Alianza para la prxima dcada. “Tambin abordaremos formas de fortalecer nuestra resiliencia y los desafos que plantea China. China no es un adversario, pero est intensificando su modernizacin militar e incrementando su presencia desde el rtico hasta los Balcanes Occidentales, del espacio al ciberespacio. China est buscando tambin controlar la infraestructura crtica de los aliados de la OTAN. La guerra en Ucrania ha demostrado lo peligrosa que es nuestra dependencia del gas ruso. Por lo tanto, debemos evaluar nuestras dependencias de otros regmenes autoritarios, entre ellos China”, dijo Stoltenberg en su tradicional comparecencia previa a las reuniones ministeriales.

En el Concepto Estratgico la OTAN se posicin sobre China como nunca antes lo haba hecho. En Londres, en 2019, apareci por primera vez en sus declaraciones, y en Madrid ocup un lugar destacado. “China no es un adversario”, reiter el noruego, pero est apostando por importantes sistemas de armas avanzados, misiles de largo alcance, nuevas armas nucleares. “Vemos cmo China y Rusia estn trabajando cada vez ms de cerca. Vemos cmo China intenta controlar infraestructuras crticas en Europa, como las redes 5G. Y tambin vemos como China no comparte nuestros valores, violando los derechos humanos, reprimiendo la protesta democrtica, los periodistas”, reiter.

Todava no hay un plan claro. Desacoplarse es imposible, pero hace falta una relacin equilibrada, sana. “Se trata de resiliencia. Se trata de aprender de lo que hemos visto despus de la guerra de Ucrania, o la guerra de agresin contra Ucrania por parte de Rusia y la forma en que Rusia ha utilizado nuestra dependencia del gas. Y en base a eso, tambin debemos evaluar las dependencias excesivas o las dependencias de los productos bsicos de otros regmenes autoritarios. Y eso incluye China, por ejemplo, minerales de tierras raras, cadenas de suministro y otros aspectos donde existen vulnerabilidades potenciales para los aliados de la OTAN”, avis Stoltenberg.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *