noviembre 25, 2022

Así han votado los latinos en Estados Unidos en los últimos 10 años


(CNN Español) — Los latinos en Estados Unidos son una población muy diversa pero, políticamente hablando, solían inclinarse por los demócratas, muestran los registros electorales y las encuestas del Pew Research Center. Con el paso del tiempo la tendencia ha ido cambiando y diversas encuestas muestran que ahora la ventaja de los demócratas disminuye entre los votantes latinos… no solo eso sino que son cada vez menos demócratas o más republicanos.

Esto se explica, según los analistas, a que se trata de un grupo muy diverso: económicamente, culturalmente y en sus orígenes étnicos y nacionales. Esta tendencia, opina el profesor Justin Gest, puede tener que ver menos con cómo los latinos ven a los partidos políticos de Estados Unidos y más con cómo las nuevas generaciones de latinos se ven a sí mismos.

“La idea de unidad, la unidad latina, no todos los latinos la aceptan”, dice Sergio García-Ríos, politólogo de la Universidad de Cornell y director de encuestas de Univisión. “La gente tiene múltiples identidades… (Y) estamos empezando a ver muchos más latinos de última generación, que están cada vez más lejos de la llegada de un inmigrante”.

Han pasado 10 años desde la elección presidencial de 2012 en la que Barack Obama obtuvo el porcentaje de votos nacionales entre los latinos más alto desde 1996 visto por un candidato demócrata, según las encuestas.

¿Qué ha pasado desde entonces? Si bien las encuestas muestran que la mayoría de los latinos se alinean con los demócratas en diversos temas, el Partido Republicano ha logrado avances significativos en los últimos años, incluso mientras intensifica su retórica antiinmigrante popularizada por el expresidente Donald Trump.

De cara a las elecciones intermedias que redefinirán el control de los partidos Republicano y Demócrata en el Congreso, hacemos un repaso de cómo han votado los latinos en los últimos 10 años. Esto revelan las encuestas.

El voto latino fue clave en la victoria de Obama en 2012

En 2012, cuando Barack Obama buscaba la reelección para un segundo mandato los latinos representaban el 10% del electorado — frente al 9% que eran en 2008 — y resultaron ser un grupo clave para su victoria. 71% de los votantes latinos eligieron a Obama sobre el 27% que eligió al candidato republicano Matt Romney, según un análisis de las encuestas a pie de urna del Pew Hispanic Center, un proyecto del Pew Research Center.

En esa elección el porcentaje de votos nacionales para el candidato demócrata entre los votantes latinos fue el más alto visto desde 1996, cuando el presidente Bill Clinton obtuvo el 72% del voto latino.

El voto hispano fue determinante en los estados clave del campo de batalla para que Obama asegurará un segundo mandato.

En Colorado, el demócrata obtuvo el 75% de los votos de este grupo del electorado frente a un 23% para el republicano. Allí la población latina elegible para votar representaba el 14% de los votantes de Colorado ese año, frente al 13% en 2008, según el Pew Hispanic Center. Decidieron también en Nevada, con un 70% de apoyos a Obama frente a un 25% para Romney.

En Florida, Obama se posicionó a la delantera entre los latinos con un 60% (Romney obtuvo el 39%). La popularidad del demócrata entre la comunidad hispana se atribuyó entonces al crecimiento de los puertorriqueños en el centro del estado, considerando que los cubanos suelen votar por el Partido Republicano. De todos los latinos en Florida, el 34% son cubanos y el 57% no cubanos, de acuerdo con los datos del Pew Hispanic Center.

La retórica antiinmigrante de Trump no alcanzó en 2016

Para las elecciones presidenciales de 2016, se esperaba que un número importante de latinos votara en contra de la candidatura de Donald Trump considerando su dura retórica antiinmigrante, incluidas sus amenazas de construir un muro en la frontera con México y los calificativos despectivos con los que se refería a este grupo como “asesinos y violadores”.

Sin embargo, esto no ocurrió así y el apoyo a la candidata demócrata Hillary Clinton no fue significativo, al contrario, ganó el voto latino pero lo hizo muy por debajo de lo que había conseguido Obama cuatro años antes. Clinton obtuvo 66 % de los votantes latinos, según la encuesta del Pew Research Center, frente al 71 % de Obama. Mientras tanto, 28% de los latinos votaron por Trump, una cifra similar a la de 2012, cuando el republicano Romney ganó con el 27 %.

Lo que sí ocurrió fue un aumento histórico en la participación de los votantes latinos de todo el país. Según las encuestas, alrededor del 11% del electorado latino votó en noviembre de 2016, en comparación con el 10% de 2012. No solo eso, también creció en muchos estados, incluidos los considerados campos de batalla: Arizona, Florida y Nevada.

¿Qué pasó con el voto latino en las intermedias de 2018?

En las elecciones intermedias de 2018, la población electoral de origen latino constituía el 12,8% de todos los votantes en Estados Unidos, una fuerza poderosa dentro de la política estadounidense.

Aproximadamente la mitad (48 %) de los votantes latinos registrados decían que el Partido Demócrata se preocupaba más por los latinos que el Partido Republicano. Mientras tanto, alrededor de un tercio (32%) decía que no hay diferencia entre los partidos, y solo el 14% creía que el Partido Republicano tenía más preocupación, según datos del Pew Research. 

En las contiendas por el Congreso de EE. UU. en todo el país, aproximadamente el 69 % de los latinos votaron por el candidato demócrata y el 29 % respaldó al candidato republicano, una ventaja de más de dos a uno para los demócratas, según los datos de las encuestas a pie de urna del Pew.

En esas intermedias el Partido Demócrata recuperó el control de la Cámara de Representantes.

Un récord del 40% de la población hispana elegible para votar se presentó a votar en 2018. Eso fue un aumento de aproximadamente el 50% desde 2014, que fue aproximadamente el doble del aumento observado entre los estadounidenses blancos no hispanos.

Más latinos apoyaron a Trump en 2020

Trump y su proximidad hacia la comunidad latina 2:24

Aunque perdió las elecciones presidenciales de 2020, Donald Trump ganó terreno entre los votantes latinos en varios estados clave de los que ganó en 2016. El republicano obtuvo el 32% del voto latino, es decir, 4 puntos porcentuales más (28%) que cuatro años antes.

Una encuesta de boca de urna de CNN en 2020 a nivel nacional mostró que Biden capturó el 66% del grupo en todo el país, que es lo mismo que recibió la candidata demócrata Hillary Clinton cuatro años antes.

En 2020, los demócratas apuntaron a Texas, creyendo que el ritmo del cambio demográfico jugaba a su favor. Al igual que en gran parte del suroeste de Estados Unidos, una población blanca y envejecida de clase trabajadora estaba dando paso a profesionales urbanos y minorías de origen inmigrante, constituyentes clave de la coalición demócrata.

Pero después de que Hillary Clinton ganara el condado de Zapata, a lo largo de la frontera con México, por casi 33 puntos en 2016, se volvió republicano en 2020. En Texas, Trump obtuvo el 41% del voto latino, lo que nuevamente lo ayudó a ganar en el estado. Y en Florida, el republicano ganó el 46% del voto latino, un desempeño que le permitió ganar el estado con más facilidad de lo esperado.

Tanto Trump como Biden se beneficiaron de la alta participación de votantes latinos en el país. Sin embargo, el apoyo que recibieron de este electorado de alrededor de 32 millones de personas fue diverso y complejo

“Si nos consideras demócratas naturales o republicanos naturales, nos estás subestimando como pensadores políticos”, dijo a CNN Geraldo Cadava, quien enseña en la Universidad Northwestern y es autor de “The Hispanic Republican: The Shaping of an American Political Identity, from Nixon to Trump”.

Los hispanos son más determinantes, pero ahora están más indecisos

Después de dar a los candidatos demócratas a la Cámara de Representantes más del 60% de su voto en 2020, los latinos se están moviendo aún más a la derecha: una encuesta reciente de The Wall Street Journal encontró que los votantes latinos están divididos por igual entre los dos partidos en sus opciones para el Congreso en 2022, con un 22% aún indeciso.

Es probable que este año los latinos desempeñen un papel más importante que nunca para determinar si la coalición del Partido Demócrata o del Partido Republicano es más grande. Los votantes hispanos (11%) representaron más votantes en 2020 que en cualquier elección nacional anterior, según la Oficina del Censo de EE.UU. Además, que los votantes hispanos representaron una mayor parte en las elecciones intermedias de 2018 (9%) que cualquier otra elección intermedia anterior.

En 2018 los hispanos representaron el mismo porcentaje de votantes que en las elecciones presidenciales anteriores. Si ese es el caso este año, entonces la participación hispana del electorado en 2022 será la más alta para una elección intermedia.

Harry Enten, Nicole Chavez, Cindy Y. Rodriguez, Chris Cillizza de CNN contribuyeron a este reporte. Con información de Carlos A. Montaner. 



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *